Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para facilitar y analizar la navegación de sus usuarios y proporcionarle una mejor experiencia en el uso del mismo. Si está de acuerdo siga navegando o pulse en ACEPTAR. Ver más detalles.

Coches Clásicos

Número 96 / Febrero 2013

Pruebas: Seat 1200 Sport 'Bocanegra', Alfa Romeo SZ, Chrysler New Yorker, Goggomobil T 350. Comparativa: Mercedes-Benz 280 SEL vs. 300 SE. Preguerra: Cadillac Serie 61. Guía de compra: Los mejores italianos. Competición: Gran Premio de Europa de 1926.
Coches Clásicos 96
Artículos destacados
Prueba
Seat 1200 Sport 'Bocanegra'
Fabricado en exclusiva por Seat, el 1200 Sport posee el atractivo de no parecerse a ningún otro coche. Conocido popularmente en España como Bocanegra, para construir este original coupé se tomaron como base el bastidor del Seat 127 y el motor “transversalizado” del modelo 124, mientras que las carrocerías se construían en la empresa Inducar, en la ciudad barcelonesa de Terrassa.
Comparativa
Mercedes-Benz 280 SEL W116 vs. A300 SE W126
Cuando la marca de la estrella decidió “tomar las riendas” del segmento del lujo el resultado de sus esfuerzos fue el magnífi co W116, un automóvil adelantado a su tiempo. Sólo con mejorarlo estaba puesta la semilla del W126, otro coche superlativo. Gracias a ellos, la Clase S pasó a ser sinónimo calidad. Sorprendentemente, sus cotizaciones hoy día son toda una invitación a la compra.
Prueba
Alfa Romeo SZ
Uno de los Alfas más controvertidos de toda su Historia, y no hace falta decir por qué. Sin lugar a dudas, los responsables que dieron el sí para que este biplaza pisara la calle consiguieron, críticas aparte, lo que realmente buscaban, que se hablará de la marca, de esa extraordinaria leyenda llamada Alfa Romeo, la cual no pasaba por sus mejores momentos.
Guía de compra
Los italianos más recomendables
Elegir los mejores automóviles siempre es complicado. Si dicha elección hay que hacerla entre los modelos surgidos de la prolífi ca industria automotriz del país transalpino, escoger acaba por convertirse en una cuestión casi de gustos personales. Estos son los que, a nuestro parecer, mejor encajan en cada categoría.
... y también en este número
Prueba: Chrysler New Yorker Sedán de 1963
Al iniciarse los años 60, las aparatosas berlinas norteamericanas fueron perdiendo los excesos ornamentales de la década anterior. Los nuevos modelos poseían formas rectilíneas, que ayudaban a lograr mayor habitabilidad con menor tamaño exterior, aunque al precio de una apariencia más anodina. Un buen ejemplo es el Chrysler New Yorker de 1963, discreto, pero potente y de gran comodidad.
Prueba: Goggomobil T 350 DE 1963
El Goggomobil hubiera sido una digna opción para la motorización de un sector determinado de españoles, si hubiera aparecido en nuestro país diez años antes y a un precio más acorde con sus características.